Search

HUYE LAYIN TRAS INVESTIGACIONES DEL SAT Y PGR: BENITO RAMÍREZ

Por: MARIO LUNA

 Todo hace indicar que los rumores que eran a puertas abiertas y del dominio general, de los señalamientos en contra del presidente municipal de San Blas con licencia y ex candidato independiente a la gubernatura nayarita, Hilario Ramírez Villanueva, mejor conocido como “el Amigo Layín”, se están aclarando y dejando de ser rumores para convertirse en una realidad tardía, de sus nexos con la delincuencia organizada o del narcotráfico, así como también del “robar poquito del erario público municipal, así lo mencionó el señor Benito Ramírez

Desde inicio de su administración municipal, Layín, aseguró no solo a medios locales, sino nacionales e internacionales, que había robado pero poquito siendo presidente municipal de San Blas en su primera vez y aún así las autoridades le permitieron participar en la contienda electoral cuando él mismo había aceptado haber robado recursos del municipio.

Hoy, su relación con el narcotráfico fue estridente e imparable, los recursos financieros que utilizó durante tres años, para primero posicionarse como pretenso a la gubernatura olvidándose por completo de San Blas fue más que evidente, luego se vino la precampaña y la campaña, en donde fue el único que utilizó tráilers para publicitarse.

Sus fastuosas bailes y fiestas para festejar su cumpleaños y todo lo que se le ocurría, trayendo artistas y bandas musicales de talla internacional, fue palpable, todo el pueblo señalaba la procedencia de sus recursos y se mencionaba que eran producto de actividades ilícitas particularmente del narcotráfico, pero se insiste, las autoridades particularmente la electoral, cerró ojos, se hizo sorda y ciega y permitió que prosiguiera su campaña auspiciada por el entonces Fiscal Edgar Veytia, quien le proporcionaba recursos materiales financieros y humanos.

Una vez que concluyó el proceso electoral del pasado 4 de junio, Layín ya no amaneció en San Blas ni en su querido Huaristemba, al grado de que en estos momentos los habitantes del municipio costeño, desconoce su paradero, funcionarios del ayuntamiento, ni regidores o síndico saben para donde arrancó, y lo único que se dice en San Blas, como en la propia capital nayarita, es que las autoridades federales desde su campaña lo han venido investigando con mucho sigilo, por lo que la Procuraduría General de la República-PGR- y el Sistema de Administración Tributaria-SAT- le siguen sus pasos muy de cerca, al igual que el propio Órgano de Fiscalización local como federal.

Pero al parecer y al decir del señor Benito Ramírez, quien dice vivir en el Puerto de San Blas, lo preocupante para Layín no es que lo persigan las autoridades federales o locales, sino que lo preocupante mayor es que los integrantes del crimen organizado lo anden buscando y siguiendo para que les pague lo que le fue prestado en su campaña, así como les devuelva el dinero que le dieron por la compra de la pista de aterrizaje de la cabecera municipal, de lo cual se dice le fue vendida al narcotraficante conocido como el H2.

 




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *